3 de diciembre de 2021

UTV noticias

INFORMACIÓN Y ACTUALIDAD EMPRESARIAL

Los renders hiperrealistas en arquitectura permiten acelerar los tiempos en la venta de promotoras, por Lobo Studio

2 minutos de lectura

En arquitectura, los renders hiperrealistas son una herramienta de gran utilidad a la hora de vender proyectos en el menor tiempo posible. Cuando el objetivo es promocionar una idea para una casa, local, edificio, entre otros, es complicado dar una idea concisa de cómo lucirá el producto final. Por este motivo, existen empresas especializadas como Lobo Studio que trabajan en diferentes tipos de renders o maquetas digitales realistas. En menos de tres días, sus clientes tendrán una imagen virtual completa y de la más alta calidad.

¿Por qué usar renders hiperrealistas para promotoras?

Los arquitectos y promotoras requieren de imágenes que brinden una visión casi exacta de sus trabajos. En ocasiones, esto es difícil de lograr si no se cuenta con las herramientas y tecnología adecuada. En ese sentido, Lobo Studio ofrece renders de arquitectura en 3D o hiperrealistas. Con la ayuda de estas imágenes tan llamativas, los promotores pueden vender sus proyectos de manera rápida, ya que sus clientes tienen la oportunidad de ver el producto final con más detalle y solicitar los ajustes pertinentes.

Entre los servicios promocionados por la empresa destacan el tour virtual 360º 3D, renders para exteriores e interiores, renders de arquitectura hiperrealistas, animaciones en 3D o infografías, entre otros. El arquitecto o promotor debe elegir el tipo de servicio que prefiera y se ajuste más a lo que necesite vender. Cada uno cuenta con ventajas que permiten escribir mejor el proyecto arquitectónico.

¿Cómo se crean los renders?

Los renders son imágenes digitales que se elaboran en programas computarizados específicos. Lo que los arquitectos buscan con estas imágenes es ofrecer una apariencia lo más realista posible de la construcción que planean. Para lograr el resultado final, el modelo 3D debe pasar por técnicas de texturizado, iluminación, técnicas fotográficas, efectos ópticos…

Las personas pueden adquirir los diferentes programas especializados y crear las imágenes por su cuenta, pero no saber manejar la herramienta provoca la pérdida de tiempo. Por este motivo, la mejor opción es contratar los servicios de empresas especializadas como Lobo Studio, una compañía que crea renders considerando ciertos factores como la volumetría de la escena, vegetación, textura y demás elementos que le den vida a la imagen.

Darle vida a una idea es posible con los renders hiperrealistas. Para ayudar a obtener mejores resultados, esta empresa entrega adelantos del trabajo, así los clientes pueden opinar y sugerir cambios, para así lograr mejores resultados.